¿Que Información desea encontrar en este Blog?

miércoles, 16 de septiembre de 2015

IMPACTO DE INTERNET EN LA RADIO Y N LAS PUBLICACIONES DIRIGIDAS AL PÚBLICO GENERAL


En el caso de la radio, el impacto de Internet será más limitado, dada la pasividad asociada a su recepción y la movilidad, así como al amplio alcance que han acompañado a la radio desde su origen. Incluso a corto plazo, el impacto será positivo debido al aumento de publicidad de las nuevas empresas de Internet.


Los estudios que analizan el comportamiento de los usuarios de Internet en Estados Unidos indican que la radio es el medio menos perjudicado por el desarrollo de Internet. Se puede considerar que ambas actividades son compatibles e incluso se puede escuchar la radio a través de Internet mientras se navega.


Internet permite a las emisoras retransmitir sus programas a través de la red además de a través de las ondas hertzianas, ampliando de esta forma el territorio cubierto por las emisoras. Existen varias iniciativas en Internet que permiten al usuario escuchar grabaciones de programas anteriores clasificados en secciones, así como escuchar los programas emitidos en tiempo real.


IMPACTO DE INTERNET EN LAS PUBLICACIONES DIRIGIDAS AL PÚBLICO GENERAL


El sector editorial español ha sido uno de los primeros en reaccionar ante el fenómeno Internet. Si bien en un primer momento las empresas adoptaron una posición defensiva basada en replicar en Internet parte de los contenidos presentados en el soporte tradicional, las compañías se encuentran en la actualidad en un proceso de evolución hacia una presencia más activa en Internet, conscientes de que las estrategias meramente defensivas no conducirán al éxito en el largo plazo.


La duda fundamental relativa a este sector es la cuantificación del impacto que el desarrollo de iniciativas digitales pudiera tener sobre las cifras de difusión y de ingresos de las publicaciones tradicionales. Es posible considerar que el impacto en el sector editorial será limitado por el carácter portátil de las publicaciones tradicionales, que hace que se puedan leer en cualquier parte. En cualquier caso, la abundancia de información accesible de forma gratuita por parte del consumidor supone un riesgo de des--intermediación que las empresas tendrá que combatir con sus marcas y con contenidos de calidad.


El modelo de negocio de estas publicaciones en la red se asemejará al de los portales horizontales (a partir de publicaciones de interés general) o al de los portales verticales (para aquellas publicaciones específicas). Esta migración requiere unas habilidades diferentes de las necesarias en los medios tradicionales, así como tener una organización con unos procedimientos y cultura diferentes. Internet debe ser gestionado como un negocio distinto.


Se producirá una migración de los anuncios clasificados de los soportes tradicionales a Internet

Las copias ilegales, las lagunas legales y el tiempo de descarga limitan por ahora la distribución de música por Internet

Los portales verticales que lograrán una mayor rentabilidad serán aquellos que sepan aprovechar su base de usuarios para generar ingresos derivados del comercio electrónico, además de los obtenidos por la publicidad. Estos portales verticales captarán gran parte de negocio de anuncios clasificados de la prensa tradicional, dado que Internet presenta importantes ventajas para los clasificados, como la posibilidad de actualización remota, el establecimiento de vínculos con la página web del comprador/vendedor, la posibilidad de incluir fotografías o vídeo montajes, etcétera... Esto representará una paulatina migración de los anuncios clasificados de los soportes tradicionales a Internet. Sólo en Estados Unidos existían 97 portales de anuncios clasificados distintos de la prensa tradicional a finales de 1998.

Por lo tanto, en la prensa escrita Internet debe entenderse como una posibilidad de aumentan la audiencia y de encontrar formas de generar nuevos ingresos (comercio electrónico) en un sector que se caracteriza por la madurez y por los escasos crecimientos de las cifras de difusión.

En el caso de los libros de consumo general, la aparición de las librerías virtuales ha significado un aumento de las ventas de las editoriales. Estas librerías virtuales, que permiten aumentar la oferta al no existir la restricción del espacio físico, permiten además establecer una estrategia activa para ofrecer productos a los usuarios en base a su perfil de necesidades así como reducir el precio al contar con un canal de distribución con una menor estructura de costes que las librerías tradicionales.

Además, Internet reduce muy significativamente las devoluciones que las librerías han impuesto a las compañías editoriales, reduciendo de esta forma los costes de las últimas. Además se aumenta la vida útil de los libros dado que no existen restricciones debidas al espacio físico. Por otro lado, el riesgo de la des--intermediación de las editoriales parece limitado en el caso de los libros, ya que parece poco probable que los autores vendan directamente su obra por Internet al carecer de una dimensión que les permita emprender un esfuerzo promocional.