¿Que Información desea encontrar en este Blog?

domingo, 25 de marzo de 2012

Posicionamiento y Atributos del Producto


POSICIONAMIENTO



Se llama posicionamiento a la referencia del “lugar” que en la percepción mental del cliente o consumidor tiene una marcalo que constituye la principal diferencia que existe entre esta y su competencia.



En marketing, se evita por todos los medios dejar que el posicionamiento ocurra sin la debida planificación, razón por la cual se emplean técnicas consistentes en la planeación y comunicación de estímulos diversos para la construcción de la imagen e identidad deseada para la marca a instaurar en la subjetividad del consumidor.





El posicionamiento es un principio fundamental del marketing que muestra su esencia y filosofía ya que lo que se hace con el producto no es el fin, sino el medio por el cual se accede y trabaja con la mente del consumidor: se posiciona un producto en la mente del consumidor, lo que ocurre en el mercado es consecuencia de lo que ocurre en la subjetividad de cada individuo.





TIPOS DE POSICIONAMIENTO.





Posicionamiento por atributo: una empresa se posiciona según un atributo como el tamaño o el tiempo de existencia.





Posicionamiento por beneficio: el producto se posiciona cómo líder en lo que corresponde a cierto beneficio que los demás no dan.





Posicionamiento por uso o aplicación: el producto se posiciona cómo el mejor en determinados usos a aplicaciones .





Posicionamiento por competidor: se afirma que el producto es mejor en algún sentido o en varios en relación al competidor.





Posicionamiento por categoría de productos: el producto se posiciona cómo líder en cierta categoría de productos.





Posicionamiento por calidad o precio: el producto se posiciona como el uqe ofrece el mejo valor, es decir la mayor cantidad de beneficios a un precio razonable.





ATRIBUTOS DEL PRODUCTO.





Los productos son susceptibles de un análisis de los atributos tangibles e intangibles que conforman lo que puede denominarse como su personalidad.





Este análisis se efectúa a través de la evaluación de una serie de factores que permiten realizar una disección del producto, partiendo de elementos centrales hasta los complementarios, tanto de los nuestros cómo los de la competencia, elaborar la estrategia del mercado que nos permita posicionar el producto de la forma más favorable.





Cuando hablamos de atributos del producto, los mercadólogos debemos concentrarnos en analizar:





Núcleo: comprende aquellas propiedades físicas, químicas y técnicas del producto que lo hacen apto para determinadas funciones y usos.





Calidad: valoración de los elementos que componen el núcleo, en razón de unos estándares que deben apreciar o medir las cualidades y permiten ser comparativos con los de la competencia.





Precio: valor de adquisición. Este atributo ha aadquirido un fuerte protagonismo en la comercialización actual de productos y servicios.





Envase: elemento de protección del que está dotado el producto y tiene, junto al diseño, un gran valor promocional y de imagen.





Diseño: forma y tamaño que permiten en mayor o menor grado, la identificación del producto y, generalmente, configura la personalidad del mismo.





Marca: nombres y expresiones gráficas que facilitan la identificación del producto, asocian el recuerdo e imagen de la empresa que lo produce y permite su diferenciación con respecto a los de la competencia. La marca es considerada un activo intangible de la empresa.





Servicio: conjunto de valores añadidos a un producto que nos permite poder marcar las diferencias respecto a los demás; hoy en día es uno de los atributos más valorados, puesto que permite vivir de manera directa y experimentar sensaciones, de ahí su desarrollo a través del marketing de percepciones.





Imagen: opinión global que se crea en la mente del consumidor según la información recibida, directa o indirectamente sobre el producto.





Propuesta de valor: opinión global arraigada en la memoria del mercado que interviene positiva o negativamente en los criterios y actitudes del consumidor hacia los productos.





La valoración que normalmente efectúa un consumidor de un producto suele comenzar en la “imagen de la empresa” y esta solo es posible desarrollarla si se ofrecen productos de calidad a buen costo, que superen las expectativas del consumidor.